Nos fuimos al Cerro Artigas en Minas!

Nos fuimos al Cerro Artigas en Minas!
Nos fuimos al Cerro Artigas en Minas!

El 23 de setiembre se conmemoraron los 170 años del fallecimiento de José Artigas. Nos pareció un buen momento para visitar el departamento de Lavalleja y apreciar la hermosa vista del Cerro Artigas en Minas

El Cerro Artigas en Minas es un ícono del departamento. No es el único. Lavalleja tiene lugares maravillosos como Villa Serrana o el Salto del Penitente.

No es el cerro más alto, su altura es de 280 metros. Pero bien vale la pena visitarlo y observar el atardecer que cae sobre la ciudad de Minas con los cerros del Verdún y Arequita de fondo.

Cerro Arequita de fondo

El Cerro Artigas en Minas posee un mirador donde hay lugar pare 20 o 30 autos. Ese mirador apunta, como dijimos, a los cerros Verdún y Arequita, viendo a la capital departamental desde una perspectiva formidable.

Minas y Cerro Verdún

Poder disfrutar el atardecer desde ese lugar es impagable y muy disfrutable, como también lo es quedarse en las primeras horas de la noche, viendo las luces encendidas de Minas.

Por otra parte se puede elegir quedarse en la otra falda del cerro, donde el cemento deja paso a la vegetación. La vista panorámica del Cerro Artigas es hermosa también en la dirección contraria a Minas.

En la cima del cerro se encuentra el monumento ecuestre más grande de América. Hasta el año 2008 se trató de la estatua ecuestre más grande del planeta, siendo superada por un monumento de Gengis Kan en Mongolia.

Es obra del escultor uruguayo Stelio Belloni. Fue inaugurada el 19 de octubre de 1974 y pesa 135.000 kilos. La obra es imponente cuando uno se acerca a ella y cuenta como leyenda una de las frases célebres de Artigas: «Mi autoridad emana de vosotros y ella cesa ante vuestra presencia soberana». Curioso que esa frase estuviera colocada en la inauguración, ya que como vemos estábamos en el segundo año de la Dictadura Cívico-militar.

Más allá de consideraciones políticas, pasar la tarde en el Cerro Artigas de Minas es un paseo obligado para quienes no lo conocen.

Monumento ecuestre más grande del mundo hasta el 2008. Hoy es el más grande de América

Antes de denominarse Cerro Artigas tuvo otros nombres. Cuando llegaron los españoles a este territorio lo llamaron Cerro de la Guardia, luego Fusco, debido a que era el apellido del propietario de los terrenos. En los años 20 se le conocía como Cerro Ventura, por el apellido del nuevo dueño de los terrenos. La profesora de Historia Nilda Navarro empezó a denominarlo como Cerro del Arbolito hasta que en 1974 se le puso el nombre Artigas.

Realmente visitar el Cerro Artigas en Minas vale la pena, y más cuando se está en linda compañía, disfrutando de un paisaje único de nuestro país.

Hermoso paseo!

Compartí la información
0

Seguramente te interese...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Simple Share Buttons