En Pelotulandia ya teníamos un virus mortal, se llama grieta. Columna de Diego Estevez

En Pelotulandia ya teníamos un virus mortal, se llama grieta. Columna de Diego Estevez
En Pelotulandia ya teníamos un virus mortal, se llama grieta. Columna de Diego Estevez

Ya hemos contado con varias columnas vinculadas a reflexiones que genera el coronavirus. Hoy les presentamos una nueva columna de opinión de Diego Estevez: En Pelotulandia ya teníamos un virus mortal, se llama grieta

Estimado lector.  Si me permite, quisiera  invitarlo a un flashback, -un viaje  al pasado, cuando todo era color de rosas. Cuando podía caminar tranquilo por Avenida Italia y aspiraba el perfume que expulsa el caño de escape de un C.O.P.S.A. Cuando salía a trotar junto a su perro a las 7:30hs  de la mañana, por el boulevard de Av. Varela-. 

FLASHBACK 2019

Recuerden, recuerden aquel mes de noviembre, nuestra mayor preocupación era el balotaje, un virus que no parece peligroso,  pero es silencioso y hostil. Por supuesto, también tiene una cepa, se llama grieta y contagió a gran parte del país dividiéndolo en 2 grupos; Neocapitalistas- defensores de nenes con guita-, y Neocomunistas,  -defensores de nenes con guita que se disfrazan de pobres para atrapar giles-. Antes del 24 de noviembre,  -fecha de  jornada Electoral- Grieta -19 ya se había introducido en el sistema de dos terceras partes de los ciudadanos  “Pelotulandieses”,  -“Al tercio que falta nos importa tres meniscos la política”-.

Una vez infectados con este virus, ambos grupos comienzan a atacarse entre ellos, dándolo todo para lograr el triunfo de su líder. El grupo de “Neocomunistas”, robaban papeletas del Sí al grito de “Vamos por el cuarto”-; los “Neocapitalistas”,  salían en manada al grito de, “Se van estos pichis. Basta de mantener vagos.  Es ahora”. El  domingo 24 de noviembre de 2019 todo se perfilaba a favor del líder “Neocapitalista”, noticia que días más tarde se confirmaría. Todos pensábamos  que el virus  desaparecería, hasta que uno de los líderes del “Neocomunismo” dio señales de alerta, se lo veía confundido, creía que aún podía ganar, hasta decía ser una  semilla, -“no sabemos de qué”-.

Pasaron días, semanas, meses… Todo volvió a la normalidad, aquel tipo confundido aceptó la derrota y muchos infectados se curaron.  Para el mes de diciembre todo era alegría, el final de año se acercaba.  “Capitalistas” y “Comunistas” se fundían en un abrazo  – falluto, obvio, una de las secuelas de Grieta 19-. De esta manera terminarían el año  deseando  tener un próspero 2020. Pero…  “No todo es color de rosas mi querida coalición del fallutismo”.

Presente. 2020 

Cuando un virus se va, deja un espacio vacío…Que obviamente, otro ocupará.

1 de marzo; el día más esperado por Luis (Líder del “Neocapitalismo”), recibiría la Banda Presidencial  -“su mayor  sueño desde que nació”-. Ahora con “Luisito” al frente de “Pelotulandia” todo iba a mejorar, solo había que ahorrar algunos  dólares al año, hacer algún que otro recorte de vacantes en los trabajos públicos, -para darle un respiro a la economía-,  bla, bla, bla. También se creó un borrador con  la Ley de Urgente Consideración donde se detallaron los problemas más inaplazables  a resolver.

Pero mientras se esperaba la aprobación de dicha Ley, mientras el “Neocomunismo” estaba atento a la TV por si aparecía “Nano” Folles actualizando  algún asesinato,  para salir y decir, “Renuncia, Larrañaga”. Mientras estaban pendientes de que esas nubes que pasaban no se llevaran lo ajeno; un nuevo amiguito bacteriano que se habría “Escapado” de un laboratorio situado en  China, estaba por ingresar  -al estilo mexicano-  hacia  “Pelotulandia”. Este parecía ser más inteligente que Grieta- 19, sabía que era un prófugo y que por la frontera se le iba a complicar, así que antes viajó a Australia, España  y Canadá, se instaló en tres adorables compatriotas e ingresó al país con ellos.

Entre esas tres personas estaba Carmela –“Nuestra “Cheta” de Nordelta”-, quien llegó al país y  llevó a su nuevo amiguito a una fiesta para conocer nuevas víctimas. Hubo dos portadores más que se pasearon en cuanto ómnibus  paraba  para hacerle un tour al nuevo huésped.

LA SOLUCIÓN

En “Pelotulandia” al igual que en el planeta entero, la solución para no contagiarse es la cuarentena, -quedarte en tu casa hasta que todo esto pase-. QUEDATE EN CASA significa que puede salir para realizar las cosas básicas; compras en el supermercado, pagar cuentas, volver a casa. 

Ahora es cuando las secuelas de Grieta -19 se  activan de nuevo. Esta vez ha formado tres grupos: los que se quedan en casa y salen para saciar sus necesidades básicas; los que siguen haciendo su vida normal como si nada hubiera pasado; y el tercer grupo, los “Terraplanistas”;  son una especie de liga de la justicia Bollywoodense y aunque  ven que hay gente que se está muriendo -“Y no hablo de20 personas, son millones”-, ellos creen que la NASA, la KGB, la CIA y todas las Agencias de inteligencia hacen todo esto para controlar el mundo.  “No digo que  sea mentira”, ¿pero que me digan que no existe el virus cuando ves que la gente se muere? 

Estimado lector. Si se pregunta a qué grupo pertenezco yo… “Al que le importa tres meniscos la política”. 

#MEQUEDOENCASA


Por Diego Estevez

Las opiniones vertidas en el portal son entera responsabilidad de quienes las escriben.

Compartí la información
0

Seguramente te interese...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 

Simple Share Buttons